mejorlavidasimple

mejorlavidasimple

domingo, 22 de diciembre de 2013

Bruma

Hay bruma
que recorre las calles dibujadas
al borde de la cama;
y el puente por donde el día circula;
un tiempo que es sólo la sombra
de una infancia que cambia;
el brazo delgado que anuda
la cintura que no es joven;
el rostro entre las manos,
las ganas de arrancar la pereza del aire;
una marea que cubre héroes
que acabaron náufragos.
La dulce esperanza flotando
en el lago del sueño, ebria de ella.
Hay bruma
sobre la madre que acuna su pecho
y mece el futuro,
en el café viscoso derramado en la mesa;
debajo de la silla,
donde los pies se mueven inquietos;
allí donde queda el volumen que desplazas;
en la butaca de al lado
cargada de aplausos silenciosos,
de torpes abrazos, de pocas promesas;
el universo entero
apretado en el armario contra la ropa usada,
y debajo de todo, tu rostro en caja fuerte.
Hay bruma,
en las facturas, en la guerra infinita,
en los otros, en ti y en mí,
sobre el menú de las cosas que no son dichas.
En el verbo que rompe la botella
y redime el mago;
en tu piel sin afeitar que araña,
en la cáscara fina de la vida,
en el vestido suelto
de la bruma.

No hay comentarios:

Publicar un comentario