mejorlavidasimple

mejorlavidasimple

lunes, 17 de septiembre de 2012

Siendo extraños

En la calma más absoluta,
seguimos siendo extraños.
Tus versos, dibujan casas de otros amaneceres
y aguas que alcanzan profundidades ajenas.
El viento y la inquietud me llevan de viaje,
voy sentada en vagones de tercera.
Leo para poner el alma a la sombra,
de tanto sol en las horas aladas,
ésas que nadie sabe si empiezan o acaban.
Este desorden no cambia de postura,
y se abraza como hiedra vieja.
Yo cuido su melena deshecha,
dibujo cometas delgados y febriles.
Quizá después,
seguiremos siendo extraños,
vecinos que se cruzan y saludan,
guerreros en la misma batalla,
historias que engendran hijos,
sobre tierra o asfalto.
Esta fragilidad de todo,
me invita a tejer ilusiones,
la vida es simple
mientras somos extraños.

 

miércoles, 12 de septiembre de 2012

Los cielos abiertos

Suenan las hojas,
una a una,
y una contra otra.
Suena el tráfico de las suelas.
La anchura exagerada de las calles
sin contener el único rostro posible.
Sonrío, mantengo la conversación,
y sueño historias.
Voy con el caminar lento,
pies hundidos en el asfalto,
en esta arena blanda, oscura y tensa.
El aire vuelve para mover las hojas,
una a una,
y una contra otra.
Por fuera, el movimiento, la maleta,
la rutina, los días con sol,
las plantas y esta luna llena.
Por dentro, la esperanza despeinada,
las olas, la paz sin techo,
la espera,
los cielos abiertos.