mejorlavidasimple

mejorlavidasimple

miércoles, 3 de agosto de 2011

Acuérdate

Acuérdate de vivir y haz que otros se acuerden,
Cuélate como el aliento gratuito de la tierra
que a todo y a todos pertenece.
Que nadie te haga creer
que el suelo que pisas está en venta,
no tiene etiquetas.
Venero las pequeñas cosas y al dios que se ocupa de ellas,
que no tiene nombre, ni sotana, ni iglesia, ni religión.
Rezo al dios diminuto que habita en cada palpitación,
y que no necesita de plazas ni discursos.
He sido voluntaria en países donde los niños trabajan en las calles,
donde la comida y el agua son espejismos
con los que la gente sueña por las noches.
He dejado trabajo y deseos plantados en cada lugar,
por si a pesar de la sequía
que acabará atacándome con los años,
alguno de ellos brota y erosiona los muros.
Pasé por Madrid, no había altares
en ninguna de las calles que anduve.
No se necesitan.
La gente estaba en las terrazas pasadas las seis,
oliendo el mar lejano.

No hay comentarios:

Publicar un comentario